Gabriel Palou

Amor prohibido
Estéticamente bien parada
de esencia divina y también dionisíaca
el yerro y la astucia unidos con añoranzas.
Ella es ruda, dura como su alma
su libido sexual es todo un potencial
ella es bella, atractiva, potente e
intelectual.
El deseo hacia su amor es la censura moral,
al esconder su esencia por una cierta
civilidad,
haciendo el deseo prohibido más llamativo que
el faro que alumbra al mar.
Si te llevo conmigo hasta cuando no te quiero
llevar,
haciéndome tu feromona instantáneamente reaccionar
buscando el encuentro de tu espacio y mi
capacidad como piezas de un rompecabezas natural.